Mi blog.

Dentro de muchos años entraré aquí y será mi particular baúl (digital) de los recuerdos (no digitales).

sábado, 3 de diciembre de 2011

Sobre nada, un poco.

Estaba pensando que hace mucho que no escribo. Bueno, mentira. Estaba pensando que hace mucho que no me decido a compartir lo que escribo. No me termino de convencer con lo que digo. Y claro, si ni yo estoy convencida con un texto, mucho menos lo estaréis los extraños o conocidos que me leáis. Así que he venido, porque me han entrado, de nuevo, muchas ganas de escribir. Y me he quedado un rato mirando la ventanita en blanco. Con dos ideas rondando mi cabeza y sin decidirme a escribir ninguna. ¿Un texto de denuncia social, más personal, en el que mostrar mi opinión sobre un tema que os importará medio bledo pero me desahogará o mejor un texto de juegos de palabras y absurdos, de los que tanto me gustan a mí? Y claro, no me he sabido decantar por ninguna opción. Así que me he puesto a escribir esto, unas doscientas palabras sin contenido, con continente y sin interés alguno. Y publicaré, más que nada porque me apetece, y como es mi blog pues suelo hacer con él lo que me da la gana. De todas formas, últimamente sólo escribo tuits o frases. Últimamente sólo escribo textos de menos de 250 palabras. Como éste.

2 comentarios:

  1. Pues eso, que como dueña del burro, te apeas por donde quieres... pero en vez de por el lado miserable del ni lo uno ni lo otro y cortito, podías haber tirado por el generoso y hacer las dos entradas que tenías en mente. Si no, nunca sabrás si lo que a ti te importa, a los demás nos importa un bledo o no (aunque claro, lo que a nosotros nos importa de lo que te importa, seguro que tampoco te importa...)

    ResponderEliminar
  2. Escribí las dos entradas, pero ninguna me terminó de convencer lo suficiente como para publicar :) Y si no me convencen del todo, no publico. Que luego soy yo muy dada a querer hacer cambios a deshora ;)

    ResponderEliminar

Los quarterbacks y animadoras del blog:

Páginas vistas en total