Mi blog.

Dentro de muchos años entraré aquí y será mi particular baúl (digital) de los recuerdos (no digitales).

jueves, 10 de marzo de 2011

Debo

Debo tener la necesidad de hablar contigo durante horas. Sentir la urgencia de recordar tu sonrisa cada cuatro pasos. Debo creer verte en cientos que pasen y luego reír al confundir su inferioridad con tu perfección. Debo quedarme mirándote, en silencio. Disfrutar de cada gesto, de cada sonrisa, de cada mirada, de cada saludo. Debo arreglarme esos días un poco más sin darme cuenta, y sonreír al ver que lo hice sólo porque hoy te veía a ti. Debo compartir contigo los llantos y alegrías, las penas y glorias. Debo hablar contigo de todos los libros que ya me he leído y que, por supuesto, tú también. Debo quedarme dormida con al cabeza apoyada en tu hombro. Debo tomar palomitas y reír con la serie tan buena que veo sólo porque tú me la recomendaste. Debo buscarte en cada esquina que vuelva y encontrarte en mil y un rincones por explorar. Debo recordarte mil y una veces al día en cientos de recovecos de una ciudad cualquiera. Debo pensar en ti en miles de recuerdos. Debo crear contigo una historia de vivencias infinitas. Convivencia, lo llaman.
Pero lo primero que debo hacer es conocerte. ¿Estás ahí?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los quarterbacks y animadoras del blog:

Páginas vistas en total